Primero, un poco de estadística.

El hedor de un pedo proviene del sulfuro de hidrógeno (1%), que forma parte de la química formada en nuestros intestinos además del nitrógeno (9%), hidrógeno (21%), dióxido de carbono (9%), metano (7%) y oxígeno (4%).

Y se estima que cada día, una persona sana, sin problemas intestinales, se tira entre cinco y diez pedos diarios.

Una vez conocidos los porcentajes y los datos referentes a tus flatulencias, veamos por qué liberarte de ellas es un acto saludable. Aquí están los siete beneficios para ti.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *